lunes, 13 de mayo de 2019

Política, la rama más asquerosa de la parasitología.

Sigo sin entender por qué le llaman "Pedrito el guapito": yo le veo cara de tenia solitaria.
Nuestros políticos necesitan cash, y nada ni nadie les pararán hasta conseguirlo. Nos desvalijan por todos lados y dicen que lo hacen por nuestro bien. Van a recuperar el injusto impuesto de sucesiones y donaciones en aquellos lugares donde no sufren este robo, cuando deberían quitarlo en todas las regiones. Ni siquiera se cortan un poco: no lo ocultan ni disimulan. Avisados estamos: quieren chupar hasta la sangre del muerto (nunca dejaron de hacerlo). Son parásitos necrófilos que convierten en ruina económica para familiares que además sufren el trance de la triste pérdida de un ser querido, que YA TRIBUTÓ en su momento aquello que ganó con su trabajo y esfuerzo, y que ahora les deja. Estos putos políticos son unos miserables rateros.